Perfil del emprendedor

Existen personas más o menos predispuestas al emprendimiento por su carácter y su forma de ser.

 

El emprendedor ideal sería alguien con la capacidad de detectar deseos y necesidades ajenas, la imaginación para diseñar soluciones adecuadas (novedosas o no) para esos deseos y necesidades, y el pragmatismo necesario para llevar esas ideas a la práctica en la forma más eficaz posible

 

 

En los emprendedores de éxito se dan con mucha frecuencia una serie de rasgos de personalidad. Si los tienes, será una ventaja pero no una garantía. Y si no los tienes, será un inconveniente que habrás de tomar en cuenta en la “ecuación” de tu proyecto:

  • Disposición a asumir riesgos (controlados)
  • Mentalidad abierta al cambio, capacidad de adaptación continua
  • Capacidad de  planificación, organización y dirección de personas
  • Responsabilidad, compromiso y perseverancia
  • Capacidad de producir u obrar profesionalmente de forma eficaz
  • Optimismo y confianza en un@ mism@.

Otros factores externos a la propia personalidad pero que ayudarán en la puesta en marcha de un proyecto empresarial son:

  • Por supuesto, la formación tanto en el sector de trabajo como en la propia gestión empresarial
  • La experiencia empresarial previa o cercana (familiar)
  • El conocimiento del funcionamiento general de una empresa

Una buena forma de evaluar nuestro punto de partida en cuanto a idoneidad de perfil sería recoger en un diagrama esos 6 rasgos específicos del emprendedor (en verde en el ejemplo)  y valorarnos nosotros mismos lo más objetivamente posible (superpuesto en naranja en el ejemplo).

 

La comparación de ambos diagramas nos dirá las áreas a las que más atención debermos prestar:

 

 

Emprendedor, ejecutivo y líder

 

También en relación con el perfil del emprendedor, hay que tener cuidado de no confundir estos 3 conceptos. No por el hecho de ser un ejecutivo de éxito o un líder natural en un trabajo asalariado, se pueden presuponer todos los rasgos antes enunciados:

 

  • El emprendedor es esencialmente aquel capaz detectar oportunidades y transformarlas en ofertas de productos o servicios

  • El ejecutivo es esencialmente quien destaca en llevar esas ofertas a la práctica: planificando, organizando y gestionando.

  • El líder destaca por su capacidad para motivar a las personas implicadas en un proyecto.

 

 

<< Anterior
Siguiente >>